miércoles, 13 de abril de 2016

AÑORANZAS Y SENTIMIENTOS



A todos los sotillanos que con amor, trabajo y esfuerzo han logrado hacer de Sotillo un lugar próspero y agradable.

AÑORANZAS Y SENTIMIENTOS
(Romance a Sotillo)

Sotillo de la Ribera
  cuna de mis ancestros.
Donde vio la luz mi padre
y nacieron mis abuelos.
Donde un día llegó
un palentino muy puesto
que casó con sotillana,
afincándose en el pueblo.
Era el siglo diez y ocho,
-el año no lo recuerdo-.
Naciéronle varios hijos,
que buena semilla dieron.
Gerónimo, el más mayor
militar fue, según creo.
Engendró a Vitoriano
a quien yo llamé abuelo.
Abuelo también lo fue
de la saga de los Meruelos,
y de otros Villarrubia
que este apellido tuvieron.
Primos hermanos somos.
Amor profundo los tengo.
Donde vine siendo niño,
donde vuelvo siendo viejo.
Donde antes vi miseria,
hoy prosperidad encuentro.
Donde llegué de Madrid
al acabar el tormento
de una guerra fratricida
que dejara tantos muertos.
Donde con tanta ilusión
cada verano regreso,
de mi esposa acompañado
a descansar del invierno.
Donde yo cumplo los años
que me van envejeciendo.
Donde me siento feliz;
donde inspirado me siento,
para ligar un romance
o componer un soneto.
Donde degusto el buen vino
producto de sus viñedos.
Donde hablo con la gente,
y al mus, en el bar, juego.
Donde comparto mil cosas
con mis vecinos y deudos.
Donde cada día doy,
despacito un buen paseo,
que las piernas no responden
tanto como yo deseo.
Donde recibo visitas
de amigos, hijos y nietos.
Así el verano se pasa
sin sentir aburrimiento.
Donde con primos del alma
celebramos los eventos.
Donde llevamos la vida
que se vive en este pueblo:
acudiendo a la Parroquia,
en los días de precepto,
o rezando con quien sufre
cuando entierra a sus muertos.

Donde antes de volver
a mis lares madrileños
me reúno con los míos
en tradicional almuerzo.
Punto fuerte del verano
que con ilusión espero.
En familia reunidos
compartimos pensamientos.
Alguna jota se entona
rememorando momentos
en que el ardor juvenil
embriagaba sentimientos.
Y ya debo terminar.
Se me acabó el cuento.

QUIERO volver a Sotillo
mientras me quede un aliento.
QUIERO volver a Sotillo
QUE SOTILLANO ME SIENTO.

Ángel VILLARRUBIA
En Madrid, el diez de septiembre de dos mil quince.

No hay comentarios:

BLOG DE LA A. C.EL SOTO